sábado, 9 de abril de 2011

La OTAN cometió el 11-M para hacer presente en Europa la "amenaza terrorista" (investigaciones de DEK UNU).

20100304052659-madrid.jpg
Una de las investigaciones más completas y reveladoras, llevadas a cabo en España, entorno a los atentados del 11-M, la constituye la realizada en su día, por el colectivo antiimperialista DEK UNU.
Según DEK UNU: "Las únicas acciones terroristas en Europa comparables a las ocurridas en los últimos años en Madrid y Londres son las masacres de civiles ocurridas en Italia desde finales de los años 60 hasta casi la mitad de los años 80 del siglo XX, y que provocaron alrededor de 150 muertos. Años más tarde una investigación oficial italiana concluyó que la “red Gladio” fue la autora de muchas de estas masacres dentro de la estrategia de la tensión encaminada a destruir el peligro comunista en Italia, y que esta red estaba vinculada a personas que trabajaban para la Agencia Central de Inteligencia de EEUU. Las masacres de Madrid y Londres, y con toda seguridad algunas otras que han ocurrido en diferentes partes del mundo, sólo pueden explicarse en el marco de la estrategia política internacional del bloque dirigido por EEUU y sus aliados (principalmente Gran Bretaña e Israel). Esta política utiliza como eje la “lucha contra el terrorismo” y sus objetivos principales son la ampliación, cohesión y control interno del bloque y el mantenimiento de su hegemonía militar, política y económica en las zonas estratégicas del globo. Estos operativos especiales cumplen en este esquema la función de hacer presente al supuesto enemigo."