miércoles, 24 de agosto de 2011

OTAN entrega a Al Qaeda acceso a un arsenal de armas en Libia


Preocupación por parte de los poderes de la OTAN, Francia, Gran Bretaña y Estados Unidos, de que Al Qaeda podría traficar armas mortales desde Libia, es algo entendible, dado que altos terroristas de Al Qaeda que han matado a tropas estadounidenses, han estado también comandando a los rebeldes libios, respaldados por Occidente, durante los últimos seis meses.
“Los Estados Unidos, Francia y Gran Bretaña, han pedido a los vecinos de Libia que refuercen la seguridad en sus fronteras para prevenir el posible contrabando de armas”, reporta RIA Novosti.
“Occidente teme que en el caos de la caída de Gaddafi, las sobras de sus capacidades militares caigan en manos de Al Qaeda u otros grupos militantes”.
Tales preocupaciones se produce tardíamente, considerando que fue la OTAN quien ingresó terroristas para liderar la revuelta rebelde en Tripoli la semana pasada, según Webster Tarpley y otros reporteros independientes en Libia.
El apoyo de la OTAN a la célula libia de Al Qaeda conocida como el Libyan Islamic Fighting Group (LIFG), que fue declarada una organización terrorista extranjera por el Depto. de Estado de EE.UU. en 2004, proveerá al grupo extremista la oportunidad de adquirir “un conjunto de químicos mortales, material nuclear en bruto y algunos 30,000 cohetes cargables al hombro”.
No sólo el grupo tendrá acceso a tales armas, también “podría volverse el poder político verdadero detrás del régimen que se establezca una vez abandone su cargo”, según un reporte en el Asian Tribune.


LIFG estuve también detrás, en 1996, del intento de asesinato al Coronel Gaddafi, un plan nacido y fundado por el MI6. Inteligencia británica, junto con soldados SAS, fueron también instrumentales en dirigir el asalto a Tripoli.
Como hemos recalcado previamente, poco después del comienzo del conflicto en marzo, Abdel-Hakim al-Hasidi, el líder del ejército rebelde anti-Gaddafi, admitió que las filas rebeldes incluyen terroristas de Al Qaeda que han asesinado a tropas estadounidenses en Irak y Afganistán.
Aunque la OTAN y EE.UU. admitieron que algunos miembros de Al Qaeda se infiltraron en las filas rebeldes, en realidad, ellos estaba liderando las fuerzas anti-Gaddafi en varias áreas del país. Como reportó el Wall Street Journal en un artículo titulado, Ex-Mujahedeen Help Lead Libyan Rebels (Ex-Mujahedeen ayudan a liderar a rebeldes libios), terroristas de Al Qaeda que trabajaron directamente para Bin Laden fueron asignados con la tarea de reclutar, entrenar y actuar como comandantes frontales en el campo de batalla para el ejército rebelde.
traducido por: http://verdadahora.cl/see.php?id=211